Usted está aqui: Inicio /Vigilancia Tecnológica /Noticias Agroalimentarias

El programa Life+ financia un nuevo sistema de depuración con 1,6 millones


Reutilizar hasta un 95% de las aguas industriales. Ese es el objetivo del proyecto 'WaterReuse', por el que Destilerías Muñoz Gálvez ha sido subvencionada con 1.688.000 euros del programa Life+ de la Unión Europea. El proyecto comenzó en octubre de 2013 y acabará en septiembre de 2015, pero es ahora cuando arrancarán las pruebas de un nuevo sistema que combina tres tecnologías para la depuración de efluentes, frente a las estaciones depuradoras convencionales. La firma consume actualmente 40.000 metros cúbicos de agua al año, pero el proyecto pretende rebajar esa cifra a 5.000 metros cúbicos anuales. «Nosotros no tenemos planta depuradora, vamos haciendo tratamientos puntuales a cada proceso, pero en Murcia el problema es el agua», reconoce el presidente del Consejo de Administración de la empresa, Pedro Muñoz. Lo Más Visto Comentado Compartido 1 Empresarios de San Pedro quieren comprar la entidad para salvarla 2 «Me siento traicionado, el Murcia me ha tratado mal» 3 Herido grave un piragüista tras ser arrollado por una embarcación de recreo 4 Los aprobados en la oposición presentan declaraciones para probar que no hicieron trampa 5 Samper escribe una carta a la afición 6 Personal rastrea la lista de 53 aprobados en busca de parentescos con más funcionarios 7 Fallece un ciclista tras ser arrollado por un vehículo 8 Interviú desnuda a Madame de Rosa 9 Selena Gómez se morrea con Cara Delevingne tras la pelea de Justin Bieber 10 Sorprenden a tres 'cazatesoros' ucranianos con objetos robados del pecio fenicio de Mazarrón Destilerías Muñoz Gálvez pretende reutilizar el 95% de sus aguas industriales, combinando tres tecnologías distintas>/br>
Reutilizar hasta un 95% de las aguas industriales. Ese es el objetivo del proyecto 'WaterReuse', por el que Destilerías Muñoz Gálvez ha sido subvencionada con 1.688.000 euros del programa Life+ de la Unión Europea. El proyecto comenzó en octubre de 2013 y acabará en septiembre de 2015, pero es ahora cuando arrancarán las pruebas de un nuevo sistema que combina tres tecnologías para la depuración de efluentes, frente a las estaciones depuradoras convencionales.

La firma consume actualmente 40.000 metros cúbicos de agua al año, pero el proyecto pretende rebajar esa cifra a 5.000 metros cúbicos anuales. «Nosotros no tenemos planta depuradora, vamos haciendo tratamientos puntuales a cada proceso, pero en Murcia el problema es el agua», reconoce el presidente del Consejo de Administración de la empresa, Pedro Muñoz

Con el apoyo del Centro Tecnológico Nacional de la Conserva y Alimentación, la empresa ha diseñado un prototipo de gestión de aguas residuales que utiliza la filtración con membranas, la tecnología fotoquímica y la electro-oxidación. «Las estaciones depuradoras convencionales generan lodos, pero este sistema no», indica Muñoz. Además, la filtración con membranas elimina de las aguas la presencia de sólidos en suspensión, como arena y polvo del ambiente; la aplicación de reactores fotoquímicos reduce la carga orgánica (contaminantes); y la electro-oxidación mineraliza las aguas.