Usted está aqui: Inicio /Vigilancia Tecnológica /Noticias Agroalimentarias

I+D+i para conservar la buena cara de los alimentos


El buen aspecto de un alimento es decisivo en la elección del consumidor, es aquí donde los antioxidantes y conservantes juegan un papel esencial y por lo que se espera que estas sustancias sigan teniendo un buen futuro en el mercado. En esta lucha por mantener la buena cara de los productos alimenticios, los fabricantes de ingredientes se enfrentan al reto de innovar con soluciones que, además de proteger y alargar la vida útil, respondan a parámetros como la naturalidad y facilidad de aplicación, sin suponer un alto coste

El futuro de los antioxidantes y de los conservantes en la industria alimentaria es “muy esperanzador, en especial para la categoría de los bioantioxidantes”, según valora el presidente de AFCA, Andrés Gavilán. Los bioantioxidantes son sustancias naturales que, adicionalmente a tener efectos de protección frente a la oxidación, poseen propiedades saludables. Se incluyen en esta categoría: carotenos en general, licopeno, fitoenos, fitofluenos, luteína, cantaxantina, zeaxantina, ubiquinona, vitamina A (trans-retinol), vitamina C (ácido L-ascórbico), vitamina E (ácido alfa-dl-tocoferol), tocotrienoles, cianidina, delfinidina, europinidina, luteolidina, pelargonidina, malvidina, peonidina, petunidina, rosinidina y catequinas.

De igual modo, se abre un buen panorama de posibilidades para los bioconservantes, sustancias naturales que adicionalmente a tener efectos de inhibición del desarrollo microbiano, poseen propiedades saludables.

Algunos ejemplos de bioconservantes son los siguientes:

-Extracto de arándanos (fruta en bayas): bacteristático para la conservación de productos cárnicos. -Extracto de amaranto (cereal andino): fungistático para panes y derivados. -Extracto de aceitunas (fruta en drupa): bacteristático para productos de la pesca. -Extracto de hibisco (flores): fungistático de tipo general. -Extracto de té verde (hojas): virustático de amplio espectro. -Extracto de aloe vera (hojas): bacteristático de amplio espectro. -Zumo de granada (fruta en balastea): virustático de amplio espectro

Fuente: Tecnifood