Usted está aqui: Inicio /Vigilancia Tecnológica /Noticias Agroalimentarias

Diseñan un dispositivo que reduce los costes en la liofilización de alimentos


Ha sido a cargo de Investigadores de la Universidad Politécnica de Valencia y CSIC

Investigadores de la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) y el CSIC han diseñado un dispositivo ultrasónico que reduce costes y consumo energético en la liofilización de alimentos, y que podría aplicarse también al tratamiento de productos farmacéuticos, químicos o cosméticos. Según un comunicado de la UPV, el sistema de ultrasonidos de alta intensidad, patentado por el Grupo de Análisis y Simulación de Procesos Agroalimentarios (ASPA) de la UPV y el Grupo de Ultrasonidos de Potencia del CSIC, permitiría extender la liofilización de alimentos a productos de consumo diario como especias, infusiones, frutas y verduras.

La liofilización es una de las técnicas de deshidratación que mejor mantiene la calidad de los productos, aunque la necesidad de aplicar vacío para acelerar el proceso no permite realizar una producción en continuo convirtiéndola en una técnica muy cara, exclusiva de productos con muy alto valor añadido.

Una alternativa viable sería la liofilización a presión atmosférica, pero éste resulta un proceso extremadamente lento, según las fuentes, que indican que el sistema ultrasónico patentado permite liofilizar en continuo el producto a presión atmosférica de forma mucho más rápida, manteniendo la calidad y reduciendo el consumo de energía asociado a este proceso.

La técnica se reserva a alimentos de precio alto como puede ser el café instantáneo, alimentos para alpinistas, leches infantiles o sopas instantáneas, aunque al rebajar el coste del proceso podría abrirse a otros productos.

Antonio Mulet, investigador del Grupo ASPA y profesor de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agronómica y del Medio Natural (Etsiamn) de la UPV, ha explicado que durante las pruebas de estudió la eliminación del agua y de etanol con el que previamente se había impregnado la muestra.

En el caso de la eliminación de agua en manzana, se consiguió una reducción del 70 por ciento del tiempo de liofilización, mientras que en la eliminación de etanol el tiempo de tratamiento se redujo un 80 por ciento.

Esta tecnología podría aplicarse también en el sector químico, farmacéutico y biotecnológico, ya que, según los investigadores, se prevé que la mitad de los medicamentos inyectables aprobados en los próximos 5 años requieran de liofilización.

La liofilización permite mayor estabilidad a los principios activos y una rehidratación más rápida, y además mejora la deshidratación de productos sensibles al calor al realizarse a bajas temperaturas.

Nuestra técnica podría aplicarse a productos como reactivos, microorganismos, vitaminas, plasma sanguíneo o medicamentos que se pueden transportar y almacenar fácilmente para luego reconstituirlos", según Juan Cárcel, investigador del grupo ASPA y profesor de la Etsiamn de la UPV.

Fuente: Agroinformación